Proyecto Sirio

Trabajo clínico

TRABAJO PSICOTERAPÉUTICO
NIÑOS Y ADOLESCENTES

TRABAJO PSICOTERAPÉUTICO
FAMILIAS

ACTIVIDADES
TERAPÉUTICAS



Trabajo Psicoterapéutico con niños y adolescentes

  • Tratamiento psicoterapéutico individual de orientación psicodinámica: cuando el niño o adolescente es capaz de percibir o intuir que, con nosotros, podrá crear un vínculo y podrá ser y sentirse contenido. Este tipo de tratamiento sólo podrá ser iniciado cuando el chico se encuentre ya en un estadio en el cual sea capaz de pensar y de analizar con el terapeuta algunos de sus más violentos sentimientos, como la rabia, la soledad o la pena. O de sus deseos, o las consecuencias de sus conductas... O sus anhelos familiares. Parte importante de esta atención se realiza fuera del Hogar, en las oficinas centrales de Nuevo Futuro, o en una nueva área para tratamientos y terapias preparado en zona independizada del Hogar y con entrada directa a la calle, donde se dan las necesarias condiciones para poder constituir un setting terapéutico, y poder trabajar de modo especial con las familias, así todos los lunes, además de días suplementarios que se van sumando debido a las crecientes demandas y necesidades familiares. Cada niño tiene una-dos o hasta 3 sesiones de terapia individual a la semana, con los terapeutas, psicólogos o psiquiatras que constituyen el equipo terapéutico del Proyecto Sirio.
  • Tratamiento psicoterapéutico grupal, de orientación psicodinámica o "Asamblea", que tienen lugar cada semana, con asistencia de todos los chicos y los educadores del turno correspondiente y que son dirigidas conjuntamente por dos terapeutas. Sesiones largas, en ocasiones de hasta 3-4 horas de duración, donde cada chico puede llevar y tratar todo lo que desee y puede ser escuchado y puede aprender a escuchar. En estas sesiones se trabaja de modo especial el mundo emocional y la vida afectiva y relacional de los chicos y su expresión liberadora y adecuada. Se trata de ir aumentando la percepción de los chicos de sus propios sentimientos y de los sentimientos de los otros, de aumentar paulatinamente su sensibilidad afectiva y su capacidad de empatía. Y, al mismo tiempo, ir acrecentando la capacidad de expresión y comunicación de esos sentimientos. Estas sesiones semanales de tratamiento son esperadas y valoradas ampliamente por todos los chicos, de todas las edades, y ejercen una gran influencia en la vida del Hogar. Se mantienen durante los doce meses del año. Es llamativa la gran capacidad de escucha generada en estas asambleas y que muestran la gran mayoría de nuestros niños y adolescentes en estadios muy precoces de su inserción en el Hogar.
  • Otras formas de trabajo individual y grupal: Tratamiento cognitivo-conductual:
    • - con refuerzos siempre positivos (“puntos”, que se convierten en pequeñas pagas, llamadas, salidas, visitas de amigos, etc.) para muchas conductas cotidianas y rutinarias de los chicos, que han tenido que trabajarse desde niveles de convivencia realmente bajos.
    • - se han ido elaborando normas y pautas de funcionamiento cotidiano e interno, siempre revisables, con un código asociado de diversas conductas que los niños conocen y respetan como normas básicas, así como las consecuencias de la trasgresión de éstas.
    • - En Sirio NO hay castigos, sino consecuencias de las conductas problemáticas. Y reparación y conductas reparadoras, que les llevan a la responsabilidad y la libertad, así como a la mejora de su autoestima personal, generalmente tan escasa o inexistente.
  • Psicoterapia de grupo en función de edades y problemática similar.

Trabajo Psicoterapéutico con las familias

  • Trabajo familiar (Psicoterapéutico, estratégico, de reparación afectiva, límites, estructuración familiar…) atendiendo a los familiares que están presentes y así lo solicitan (padres, tíos, abuelos, primos…) intentando ayudar a todos los miembros en la comprensión de la problemática familiar y el desarrollo de herramientas y capacidades personales y familiares; centrando nuestro trabajo en rescatar los aspectos positivos y resilientes de cada uno de ellos. Intentamos atender a la mayoría de las familias cada dos o tres semanas, tarea que resulta cada vez más compleja y costosa por la creciente prevalencia de familias reconstituidas y la demanda de diferentes miembros que no pueden ser atendidos conjuntamente.

Actividades Terapéutica

Talleres semanales de Canto, Pintura y Piano, donde nuestros chicos tienen la oportunidad de trabajar otras formas de expresión personal, fomentando el autoconocimiento y control del propio cuerpo, desarrollando la autoconfianza, la creatividad, la constancia y el esfuerzo; haciéndoles más sensibles a la belleza inmersa en el arte.